Con su sensor IR de alta sensibilidad, Dräger Flame 2000 detecta incendios de hidrocarburos. También ofrece una gran fiabilidad frente a falsas alarmas.

Compartir

Descripción

Ventajas
02 | Dräger Flame 2000 (IR)
Detección rápida y fiable
Flame 2000 funciona con un sensor IR de alta sensibilidad con un rango de longitud de onda de 4,5 µm. Esto
permite una rápida detección de incendios de hidrocarburos. Este grado de fiabilidad cumple los requisitos de
integridad de seguridad IEC 61508 de SIL2. El detector de llama también cuenta con las interfaces HART® y
RS-485 Modbus y apenas requiere energía.

Prevención de falsas alarmas
Flame 2000 es inmune a fuentes de interferencias. Esto evita que se produzcan falsas alarmas. Las fuentes
que inducen a error, como la luz del sol u otras fuentes IR ya no son un problema. Además, la sensibilidad de
la detección garantiza que el detector no desactiva la alarma erróneamente en caso de incendio procedente de
otras áreas.

Robusto y resistente
La carcasa es muy resistente y estanca. La ventana de visualización está calefactada para que no se empañe ni
se congele. De esta forma puede utilizar Flame 2000 con total fiabilidad en las condiciones ambientales más
adversas.

Comprobación sencilla
El sistema BIT (comprobación incorporada) verifica automáticamente la electrónica y la óptica del Flame 2000.
También puede realizar la verificación manualmente. Los tres LED de colores de la parte frontal del detector
ofrecen una indicación rápida del estado. El verde indica un funcionamiento normal, el amarillo, un error y el
rojo, alarma de incendio